34 ESPAÑOLES PARTICIPARÁN EN EL OPEN DE ESPAÑA EN EL CENTRO NACIONAL DE GOLF DE MADRID

Entrevistas a Jiménez, Fernández-Castaño, Quirós, Cañizares, Luna, Rivero, Cabrera y McGinley
Un total de 34 españoles disputarán la 81ª edición del Open de España que el próximo jueves dará comienzo en el Centro Nacional de Golf en Madrid, un campo de carácter público y popular, al que los madrileños pueden acceder en metro y autobús.


Este prestigioso torneo comenzará con la celebración de un Pro-Am mañana miércoles en el que participarán 39 profesionales formando equipo cada uno de ellos con tres amateur, y competirán bajo la modalidad cuatro bolas, mejor bola.


El jueves empieza la competición profesional, en la que 156 jugadores lucharán por el título de campeón del Open de España, que cuenta con un montante en premios de dos millones de euros. Se jugará a cuatro vueltas de 18 hoyos y al finalizar la segunda se establecerá el corte, que superarán los 65 primeros más empatados.


El Open de España está patrocinado por Reale Seguros, Turespaña y Turismo de Madrid, y cuenta con la colaboración del Ayuntamiento de Madrid, el Consejo Superior de Deportes, Audi, OKI, Mahou, Lacoste, Adecco, Coca-Cola, Avis, El Mundo, Recoletos, la Cadena COPE, Occidental Hoteles y Seguriber.


Ya han llegado todos los jugadores al Centro Nacional de Golf, donde la mayoría de ellos juegan por primera vez, y los comentarios han sido muy positivos.


Miguel Ángel Jiménez, recién llegado de China y después de haber pasado unas horas por Málaga, sólo ha tenido tiempo de jugar hoy nueve hoyos, y el Pro-Am de mañana le servirá como entrenamiento para el Open al que viene “cansado, resfriado por el aire acondicionado, vengo hecho polvo con tantos aviones. La temporada hasta ahora va bien, terminé décimo en Shanghai después de una vuelta mala el sábado que me dejó clavado, pero le estoy pegando más o menos bien.
Tengo el cuerpo aquí pero la cabeza un poco en el próximo torneo, el Valle Romano Open de Andalucía, que organiza mi empresa junto con la de Gonzalo (Fernández-Castaño) y con el que estoy muy ilusionado, tengo muchas ganas de hacer un buen torneo aunque lo haremos en un tiempo récord, en sólo tres meses, pero espero que salga algo bonito”.


Gonzalo Fernández-Castaño también llega a Madrid “cansado, ayer aterricé de China, dormí regular pero he jugado bien, le he pegado a la bola mejor de lo que esperaba. Hoy he conocido el campo, era la primera vez que lo jugaba al completo.
Mi temporada ha empezado regulín, no he hecho grandes resultados pero en los últimos dos meses he trabajado mucho en el gimnasio y haciendo retoques en el swing. No tengo los objetivos muy claros para esta temporada, nos lo están poniendo difícil con tanto español ganando torneos y eso nos presiona al resto”.


Álvaro Quirós: “Llevo seis días parado porque estoy lesionado, tengo un quiste sinovial en la muñeca derecha, y ahora voy a dar bolas a ver qué pasa. No he jugado los dos últimos torneos para recuperarme de Tailandia, que fue agotador y perdí peso. A ver qué pasa, el año pasado jugué este campo pero creo que ha cambiado y está mucho mejor”.


Alejandro Cañizares: “Llevo tres semanas sin jugar, y después de un parón, juegas 18 hoyos y acabas reventado. No he competido mucho en este principio de temporada, pero ahora viene el tirón, los “grandes”, y muy seguidos.
Es la primera vez que juego el Open de España como profesional y me hace mucha ilusión, lo jugué de amateur en Canarias pero los otros años estaba en la Universidad. Además estoy en Madrid, mi segunda casa. Yo nací en Madrid pero nos fuimos a Málaga cuando tenía 5 años, así que estoy muy a gusto aquí.
El campo está más complicado de lo que esperaba, las calles son estrechas, el rough alto y como falles la calle está complicado, hay que saber por dónde fallar, más vale ir al bunker que al rough.
Estoy contento como profesional, nunca he sido de entrenar mucho y hay gente que me dice que no me lo tomo todo lo serio que debiera, pero creo que tengo otra mentalidad, no quiero dedicar mi vida a una sola cosa al cien por cien, si me obsesiono con el golf, luego, ¿qué me queda?
La vida de profesional es más dura de lo que yo pensaba, aunque la he vivido desde pequeño la tenía idealizada. Es muy duro todo el tiempo que pasas fuera de casa y a veces es difícil centrarse. El siguiente paso es trabajar en la forma física, cuidarme la espalda y ponerme más fuerte.
En el tour tenemos muy buen ambiente, está Álvaro (Quirós), que es mi gran amigo de toda la vida y siempre compartimos habitación, pero ahora somos un grupo grande, gente con la que he jugado durante muchos años; cuando estás aquí no se nota tanto, pero cuando viajas muchas semanas, se agradece estar todos juntos”.


Rafael Cabrera: “Vengo con muchas ganas. He empezado bien la temporada, he pasado cortes pero últimamente he fallado alguno por muy poco, pero no me crea ninguna inseguridad, el tour es así y voy aprendiendo semana a semana hasta que deje de aprender y empiece a disfrutar.
Conocí este campo cuando jugamos el Challenge el año pasado y ahora está muy bien, aunque más difícil. Sinceramente, creo que algunos comentarios que se han hecho del campo han sido muy duros, a mí me gusta, está en muy buenas condiciones, los greenes bien, el rough alto pero homogéneo, y han sacado unos segundos nueve hoyos muy competitivos, un final emocionante y una primera vuelta transitoria”. Rafa acaba de firmar un contrato con la marca Tommy Hilfiger y esta semana llevará por primera vez su ropa.


Santiago Luna: “El campo está fenomenal, ha mejorado una barbaridad, ha dado un cambiazo muy bueno. Yo estoy bien, llevo dos semanas de parón pero lo que he jugado lo he hecho bien, he tenido un buen arranque y he subido en el re-ranking, estoy muy contento”.


Pepín Rivero: “Me hace mucha ilusión jugar este torneo, es muy especial,  y aunque últimamente estoy dedicado al circuito senior lo intentaré hacer lo mejor posible, pero con el nivel de juego que hay en el Tour Europeo, me quedaré muy satisfecho si consigo pasar el corte”.


Paul McGinley: “Vuelvo a competir después de tres semanas de descanso y estoy encantado de volver a jugar en Europa. La temporada va bien, he jugado dos torneos en América y cuatro en Europa, sin hacer nada especial pero he jugado sólido. Me encanta jugar en Madrid, es mi ciudad favorita cuando viajamos por Europa, la pena es que el Real Madrid esté eliminado de la Champions para poder ir a verle.
He jugado 9 hoyos y están en excelentes condiciones, sé que es un campo nuevo, que te permite utilizar muchos palos, con diferentes alturas y el factor altitud también entra en juego aquí, van a influir muchos factores a la hora de elegir el palo.
Mi objetivo para este año es volver a estar entre los 50 primeros del mundo, que he bajado, y actualmente es lo más importante en golf. Si logro jugar a mi nivel, no debería tener problemas en recuperar mi posición de cara al verano”.


Fuente: Mª Acacia López-Bachiller

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *