Sergio García y Rafa Nadal compartieron 18 hoyos en un partido inolvidable en Pula Golf

Rafa Nadal y Sergio García en el Pro-Am previo al Mallorca Classic en Pula GolfSergio García y Rafa Nadal compartieron hoy 18 hoyos inolvidables en el campo de Pula Golf, donde jugaron juntos formando equipo en el Pro-Am previo al Mallorca Classic, torneo valedero para el Circuito Europeo que comienza mañana.


Con bastante antelación a su hora de salida, prevista a las 09:35h, ya estaban esperándoles los medios de comunicación acreditados en el Mallorca Classic y mucho público, que no quería perderse un solo golpe de los dos campeones.


Primero dieron unas bolas en el campo de prácticas y el castellonense se sorprendió cuando vio golpear al mallorquín, “menudo swing tienes, ¿y el putt, las metes?”. Rafa llevaba de caddy a Víctor García, el padre de Sergio, quien le estuvo dando algunos consejos, “tienes que darle más tiempo, haz el swing un poco más despacio, no quieras matar a la bola”. El campeón de tenis tiró varias bolas con el drive mientras Víctor continuaba con la lección, “no quieras pegar un cachiporrazo, deja que tu cuerpo vaya solo”. Todavía unas bolas más antes de salir, y Víctor preguntó “¿y las maderas, tiras alguna con la cinco y la tres?”, Rafa respondió, “no, no me siento cómodo con ellas”.


Mientras Rafa terminaba en el campo de prácticas Sergio se fue al putting-green, donde coincidió con Roberto Donadoni, que jugaba formando equipo con su amigo el profesional Emanuele Canonica, a quien mañana le hará de caddy, cumpliendo así “una enorme ilusión”.


En el tee del uno de Pula Golf una enorme expectación, cámaras y cámaras de televisión, fotógrafos, redactores (varios periodistas que asisten al Mallorca Classic cambiaron su plan de viaje y adelantaron vuelos para no perderse esta ocasión única), además de mucho público, a pesar del sirimiri que acompañó todo el tiempo al partido.


Rafa Nadal con Víctor, padre de Sergio García, que le hizo de caddyRafa fue el último en salir, “tú, tú, juega tú”, le dijo a su tío Miguel Ángel Nadal y a Pere Soler, que completaban el equipo. “¿En qué hoyos tengo punto?” preguntó a Sergio, que consultó la tarjeta. Primer golpe de Nadal, un poco a la izquierda, y segundo muy bueno con el pitching-wedge a ocho metros de bandera.


Al llegar al green Rafa calculó la distancia, “dos putts desde aquí, un éxito”, y Sergio le animó, “un putt sería espectacular, dos perfecto”. El tenista consiguió el par y el golfista se alegró, “¡muy bien tirado, muy bien! Un buen 4, y con el punto un birdie. ¿Me vas a ganar ya desde el primer hoyo?, luego no me dejarás ganarte al tenis”.


Andando hacia el hoyo dos hablaron del tiempo, Rafa se interesó, “¿jugáis cuando llueve mucho?”, y Sergio preguntó sobre el tornado y la lluvia que azotó Mallorca hace unos días, a lo que el mallorquín respondió que “nunca había visto nada igual, en mi vida”. Comentaron sobre las tormentas y huracanes que a veces han sufrido en la zona de Miami.


En el hoyo dos, par tres, el golfista quiso saber qué jugaba el tenista, “¿qué hierro tienes en la mano, el ocho? Perfecto”. Rafa dio un gran golpe y Sergio se alegró una vez más, “¡qué buena, tirazo!”. De camino al green fueron hablando del estado de forma de Sergio de cara al Mallorca Classic. Sergio: “Llevo cinco semanas sin competir y eso se nota, como a ti te pasó en Madrid”. Rafa: “Sí, pero enseguida se le coge el tono a la competición”.


Rafa Nadal y Sergio García en el campo de Pula GolfLlegaron al tee del tres y el castellonense aconsejó, “ten cuidado, este hoyo es un poco complicado, juega un hierro tres”. En la calle del cuatro, Rafa estaba en el bunker de la derecha y preguntó la distancia; Greg, el caddy de Sergio, respondió “¿en yardas o metros?”, Rafa la quería en metros. Buena sacada de bunker al fondo del green, a unos 25 metros de la bandera y desde ahí la dejó dada. Sergio: “¡Qué nivelazo de partido!”.


Hoyo cinco, Rafa pidió a Víctor el drive y bromeó, “tengo miedo de llegar a bandera”, y Sergio le aconsejó, “con confianza, dale con mucha confianza y apunta un poquito más a la derecha”. Los dos campeones pegaron dos bolas perfectas en el centro de la calle. En el green Sergio animó a su compañero a arriesgar, “venga, Rafa, Miguel Ángel ya ha hecho par y con el punto tenemos el birdie, tira a bandera sin miedo”.


En el seis Sergio le pidió que cambiase el driver, “no, mejor coge la madera tres, el driver es mucho palo”; pero Rafa no se siente “cómodo con la madera cinco ni con la tres, no me gusta jugarlas”. De camino al green fueron charlando de Tiger Woods, del Open Británico… y el tenista quiso saber, “qué juegas más, madera tres o hierro dos?”; Sergio explicó que “según qué campo, en el Open Británico suelo jugar más el hierro dos”. Se acercaron a green y el castellonense preguntó, “Rafa, ¿qué tienes en la mano, un 58º?”. El mallorquín, con ese palo en la mano, dio un golpazo y dejó la bola a un metro de la bandera.


Sergio García dando indicaciones a Rafa Nadal en el Pro-Am previo al Mallorca ClassicEntre tee y green los dos amigos, que se conocen desde hace unos cuatro años, continuaron charlando de todo: fútbol, tenis, Fórmula 1… Al llegar al green del 18 les esperaba el público, los medios de comunicación, el  personal de la organización y un nutrido grupo de jugadores que dejaron los palos en el campo de prácticas para ver los últimos golpes del campeón de tenis. Gonzalo Fernández-Castaño, que hace unos días jugó seis hoyos con Nadal en Madrid, se sorprendió: “Es impresionante la expectación que genera, que haya público y prensa lo veo normal, pero fíjate que hay un montón de jugadores, han soltado el palo y aquí están para ver a Rafa, y no sólo ellos, también veo a un montón de caddies”.


El partido terminó con el resultado de 13 bajo par, un golpe menos que el equipo de Romeo Sala (a quien le ganaron la apuesta) y Toni Nadal, que jugaban con el profesional Álvaro Salto y Nicolás Nicolau. Luego pasaron por el Centro de prensa, donde acompañados por Joan Sastre, Director General de Promoción Turística del Govern Balear, atendieron a todos los medios de comunicación. 


Sergio García: “Hemos jugado muy bien, Rafa ha jugado bien y también su tío, ha sido muy divertido, hemos empezado de maravilla y nos hemos esforzado mucho, pero al final nos hemos desinflado.


Sergio García y Rafa Nadal en el transcurso del juegoMi juego no está mal, espero volver a coger ritmo después de cinco semanas sin competir, en general no estoy nada descontento con mi juego hoy. Espero hacer un buen resultado esta semana, me gusta este campo, se me da bien y confío en volver a tener oportunidad de ganar.


Entre este torneo y el Volvo Masters he hecho cinco segundos puestos en los últimos años, lo cual quiere decir que los he jugado bien, pero a la vez decepciona un poco estar cinco veces a punto de lograrlo y no haber conseguido un par de ellos.


Rafa no necesita que le dé muchos consejos, yo sabía que jugaba bien pero no sabía que tan bien, tiene un buen juego corto, le gustan todos los deportes y no sólo el tenis, golf, fútbol… también la Fórmula 1, hemos estado hablando de ello y como buen deportista se nota que la coordinación de manos y ojos es buena, y por eso le pega tan bien a la bola. Tiene handicap 12, yo diría que está más cerca del 7 u 8, pero por su calendario no puede jugar más al golf.


Hemos jugado muy bien, la pena ha sido que en los últimos cuatro hoyos sólo hemos hecho un birdie, pero lo hemos pasado fenomenal y hemos ganado a Romeo (Sala), ¡que era importante!


El campo está bien, los greenes a pesar de que el tiempo está así asá están duros, lo he visto más maduro que el año pasado, tiene muy buena pinta. El cambio del hoyo 6 me ha gustado bastante, ahora es mejor hoyo”.


Rafa Nadal: “Ha sido una experiencia muy buena, estoy muy agradecido a Sergio, y a su padre que me ha hecho de caddy. Estoy muy contento de haber jugado, pero sobre todo de tener este torneo aquí en Baleares, y muy cerca de mi pueblo.


La presión en tenis es diferente a la del golf, siempre hay presión pero no es la misma cuando compites contra ti mismo, como es el golf, que cuando lo haces contra otro, aunque siempre hay mucha presión. En golf necesitas una concentración increíble.


Siempre que puedo juego al golf, es un deporte que no cansa si lo juegas en coche, distrae y es muy positivo para el tenis, pero normalmente no tengo mucho tiempo cuando compito, por eso no suelo viajar con la bolsa de palos, excepto cuando vamos a Estados Unidos, a Indian Wells, que tenemos mucho tiempo y hay muchos campos de golf. Juego más cuando estoy por aquí, y mucho en Pula.


No sé cómo jugará ahora Sergio al tenis, jugué con él en el 2004 y las maneras eran muy buenas, dice que ha mejorado el revés, así que tendré que verlo.


Juego a derechas porque soy diestro; en tenis a zurdas porque empecé así, tengo más precisión que con la derecha y creo que no vale la pena cambiar ahora.


La experiencia de hoy ha sido muy buena, he aprendido que jugar como ellos es imposible, es otra cosa distinta a lo que jugamos nosotros los amateurs, la suerte ha sido poder jugar con Sergio, que te ayuda a apreciar cosas que no ves cuando juegas solo, que es la mayoría de las veces. Su padre me ha dicho dos cosas con el Drive que me han ido muy bien, y me voy con muy buena sensación de haber disfrutado del golf.


En cuanto a las apuestas en tenis, jamás se me ha pasado por la cabeza apostar y al parecer ha habido rumores de alguien que apostó en un partido, en golf se apuesta pero porque juegan contra ellos mismos, en tenis no; al nivel que yo juego no es admisible ninguna apuesta, pero no acostumbro a hablar de lo que no sé.


Sergio García es uno de los favoritos en el torneo, pero no me gusta decir que es el favorito porque no es bueno presionar a nadie, hay muchos jugadores aquí que lo pueden hacer muy bien y va a tener que luchar contra ellos; al igual que yo era favorito la semana pasada en Madrid y no lo logré, aquí no creo que se lo vayan a poner fácil porque hay muy buenos jugadores”.


A la pregunta sobre porcentajes en físico, mente y suerte en sus respectivos deportes contestaron: 


Sergio: “En golf, yo diría que el 70% es mental, el 25% físico y el 5% cuestión de suerte”.


Rafa: “En tenis el físico es todo, si estás mal físicamente no juegas, o estás al 100% o no juegas. Mentalmente, el 80% siempre que los golpes te respondan. Tienes que dar muy buenos golpes y saber usarlos, hay gente que pega buenos golpes y la cabeza no acompaña. La suerte sólo es un punto, máximo un punto y un partido no se decide en un punto. En golf es distinto, la suerte puede influir más, que la bola bote y vaya para acá o para allá puede cambiar mucho”.


El Mallorca Classic cuenta con el patrocinio del Gobierno Balear / Ibatur y está co-patrocinado por Turespaña, Air Europa, Hyunday y Endesa; la organización corre a cargo de la empresa MatchGolf. También colaboran: Golf Us, Tin Tin Perfumerías, Bodegas Ferrer, Diario Sport, Diario de Mallorca, Grupo Serra, Marca, El Mundo, IB3 TV, AVIS, Taylor Woodrow, Hotel Valldemossa, Eurotel Punta Rotja, Pula Suites, Esperanza Hoteles, Hotel L’Illot Suites & Spa, Blau Mediterráneo Hotel, Serrano Hoteles, Mallorca Palace Hotel, Kyocera, Revista Propietarios, Asociación Hotelera de Cala Millor, Solán de Cabras, Titleist, la Federación Empresarial Hotelera de Mallorca, la Federación Balear de Golf y el Ayuntamiento de Son Servera.


Fuente: Mª Acacia López-Bachiller

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *