Se sigue completando la nómina de finalistas del Audi Quattro Cup

Primera pareja Scratch SevillaCon las pruebas de Sevilla, Álava y Zaragoza
El pasado fin de semana con la disputa de los torneos del Real Club de Golf de Sevilla, aplazado el pasado 19 de abril por culpa del mal tiempo, de Larrabea y de la Peñaza, se conocieron otras tantas parejas finalista nacionales del Audi Quattro Cup.


En el Real Club de Golf de Sevilla, en magníficas condiciones como siempre, y esta vez sí con un tiempo que acompaño a todos los participantes, se dieron cita 56 parejas en busca de una de las plazas de la final nacional de Lerma, que dan derecho a competir por intentar llegar a la final internacional. Los ganadores con 35 puntos fueron Carlos Ollé y Juan José Martínez que serán los encargados de representar al Real en la final de Lerma. Los ganadores en la categoría handicap con 44 puntos fueron Javier López Esparza y Fernando Lobo.


Arqc La PeñazaEn Larrabea (Älava) con un tiempo típicamente primaveral, cualquiera diría que nos acercamos al verano, dónde presidieron más los chubascos y el frío que otra cosa, 85 parejas se dieron cita en busca de esa cotizadísima plaza de la final nacional del Audi Quattro Cup. Los ganadores con 31 puntos fueron Jon Galdos y David San Vicente, mientras que la clasificación handicap la ganaron Iñigo García e Idola Gordobil con 46 puntos.


La tercera pareja finalista de este fin de semana en el Audi Quattro Cup viene de Zaragoza y más concretamente del club de golf de La Peñaza. Allí con sol pero con la presencia de un elemento típico de la zona, pero no por ello muy molesto como es el cierzo, se dieron cita 196 jugadores que desafiaron al viento. La pareja ganadora en scratch y por lo tanto la que representará al club en la final nacional fue la compuesta por José María Jiménez y Alejandro Puyal con 33 puntos. Más que reñida estuvo la clasificación handicap con ni más ni menos que seis parejas empatadas con 39 puntos aunque el triunfo final fue para Alejandro Bisecas y María Dolores Echeverria.


Fuente: Javier Pinedo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *