Woods declara por su relación con el doctor Galea, investigado por usar hormona del crecimiento

Tiger Woods ha prestado declaración ante las autoridades estadounidenses que investigan al médico canadiense Anthony Galea, acusado por tratar ilícitamente a atletas con hormona del crecimiento, según indicó el golfista.


El número uno del mundo, que no está acusado de ningún delito, pero era paciente del doctor, explicó que la declaración tuvo lugar la semana pasada en Orlando. «Cooperé y respondí a todas las preguntas», indicó tras disputar la primera ronda del AT&T National.


Woods reconoció que recibió tratamiento de Galea por una lesión en la rodilla, pero negó repetidamente haber utilizado cualquier tipo de sustancia prohibida. Lo único que reconoció el californiano es haberse sometido a un procedimiento legal que consiste en centrifugar la sangre antes de inyectarla en la zona dañada.


Por otra parte, el agente del golfista, Mark Steinberg, aseguró en declaraciones al ´New York Times´ que el deportista no está bajo investigación. «No ha hecho nada ilegal y no está siendo investigado», indicó.


Fuente: Europa Press

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *